Buscar
  • Janice Marit

Tu imagen. Tu reflejo.

Yo suelo decir que cada persona es un mundo aparte, definida por sus gustos, su estilo, su forma de ser. Muchas veces se nos olvido que esta imagen interior nuestra, que es la que nos define en la realidad es la más importante para reflejar lo que queremos.

El amor propio es tan importante como la imagen externa.

A la hora de pensar en un cambio de imagen es importante saber porque la queremos.


Alguna vez se han parado ha hacerse esa pregunta? Por qué realmente entendemos que necesitamos un cambio de imagen? A veces hemos pasado por momentos difíciles en los que necesitamos simplemente sentirnos diferentes, a veces simplemente estamos aburridos con lo mismo, a veces tenemos un momento especial y queremos vernos espectaculares. Puede haber mil razones pero la respuesta casi siempre será la misma para mí, cuando queremos un cambio de imagen también queremos un cambio de sentir. Y por sentir no hablo de cambiar nuestra esencia, sino como nos sentimos con nosotros mismos.


En el proceso de cambio de imagen lo más lindo es el descubrimiento de lo que queremos pero nunca sabíamos que queríamos, lo que sentíamos y no sabíamos qué estaba ahí. Ese descubrimiento de nosotros mismo es lo que nos va a llevar a reflejar lo que realmente queremos que otras personas vean en nosotros, lo que aspiramos ser o ya somos. Todo lo que utilizamos desde el accesorio mas minimalista hasta el pantalón más llamativo tiene un significado en lo que queremos reflejar y lo más importante es que eso que externemos se encuentre alineado con lo que somos.


Cada vez que tomamos la decisión de ponernos algo especifico estamos reflejando algo. Nosotros somos un reflejo de nuestro yo interior. A veces usamos colores que sin darnos cuenta nos apagan los ánimos, nos hacen sentir cansados, tristes...y puede ser que no nos sintamos así realmente.

Así que cada vez que estés frente a tu armario pensando que ponerte, y sin saber qué elegir, piensa en que quieres reflejar, pregúntate si lo que hoy tienes puesto refleja lo que sientes.


No tenemos que regirnos siempre por el cuerpo perfecto, los colores perfectos, la cara perfecta; simplemente por lo que nos haga sentirnos bien, y eso quiere decir que al mirarnos al espejo lo que veamos sea lo que realmente queremos sentir. Pero más allá de reflejar lo que queremos sentir, es importante sentirlo.


Te has sentido identificado con algo acá? Si sientes que necesitas un cambio en tu vida, que quieres realmente sea un cambio no dudes en contactarme AQUI. Quiero ayudarte en este proceso tan lindo, y cuando estes pasando por el te darás cuenta a que me refiero. Te prometo que al final de tu asesoría te vas a sentir más tu! 

0 vistas